Organismos benéficos: Catarinas

Las catarinas son insectos utilizados como agentes de control biológico de plagas, debido a que son predadores voraces de una amplia gama de insectos plaga en la agricultura.

Los coleópteros pertenecientes a la superfamilia Curcujoidea, familia Coccinellidae, son conocidos vulgarmente como “catarinas o mariquitas”. Poseen 5 esternetitos abdominales, antenas terminadas en maza, y la cabeza parcialmente cubierta por una proyección del tórax. Los élitros son normalmente de colores brillantes y variados, con ornamentaciones de puntos que los hacen muy característicos.


Al aire libre, la mayoría de las especies de catarinas (coccinélidos) pasan el invierno como adultos, en diapausa reproductiva y reemprende la actividad en primavera. Posteriormente, después del acoplamiento, la hembra deposita los huevos, generalmente en grupos y unidos al sustrato, cerca de las colonias de la plaga presa. La duración de la incubación depende de las condiciones ambientales, siendo la duración normal de 4 a 8 días. Inmediatamente después de la eclosión, las larvas de catarina que pasan por 4 estadios (algunas especies lo hacen por 5), permanecen en la masa de huevos consumiendo los no eclosionados, las larvas muertas y ocasionalmente a otras larvas vivas. La probabilidad de supervivencia de las larvas de catarina depende fundamentalmente de la presencia suficiente de presa cerca del lugar de nacimiento. Al finalizar el último estadio larvario se transforman en “pupa”; estado en el que permanecen unos días, al cabo de los cuales emerge el adulto.


Los adultos son generalmente de color amarillo pálido recien emergidos de las pupas, adquiriendo la coloración definitiva después de varios días, existiendo muchos tipos de mariquitas o catarinas. Una sola cópula es suficiente para fecundar los huevos que las hembras ponen a lo largo de su vida. El número de generaciones al año varía desde una hasta varias si las condiciones ambientales
y de alimentación son favorables.

Los coccinélidos presentan generalmente como característica una gran polifagia, actuando sobre un gran número de insectos plaga, e incluso ácaros. Sin embargo, todos los coccinélidos, desde el punto de vista de la lucha biológica, presentan el inconveniente de poder salir volando y abandonar el cultivo en el cual han sido liberados, reduciéndose su acción sobre las plagas que pretendían controlar. Su eficacia se limita por tanto al tiempo de duración del período larvario, lo que obliga a realizar sueltas repetidas de un número importante de individuos a lo largo del período de cultivo.


Los coccinélidos afidófagos capturan pulgones en estado de larva y adulto, aunque no todos los estados de desarrollo son igualmente capaces de capturar a los distintos estados de pulgones. Las larvas más viejas son, generalmente, más eficientes que las jóvenes y los adultos, y, en todos los casos, los pulgones más jóvenes son los más vulnerables a todos los estados móviles de los coccinélidos.}

Fuente: Organismos para el control biológico en los cultivos de la provincia de Almería. Miguel Navarro Viedma et al. Colección Agricultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *