AGROPRODUCTORES

Establecer una red de profesionales que fomenten el cooperativismo y el intercambio de información para facilitar la difusión de innovaciones entre los distintos participantes del sector agroalimentario.

Archivo de categoría Fertilización Edafica

Laboratorios para análisis foliar

Laboratorios y análisis agrícolas en México

Laboratorios agrícolas en México

Los laboratorios agrícolas ofrecen servicios como: análisis de agua, análisis de solución nutritiva, análisis de solución madre, análisis de suelo, análisis de extracto de pasta saturada, análisis de raíz para determinar reservas, y muchos más.

Laboratorios agrícolas en México

En México existen muchas opciones de laboratorios agrícolas privados como institucionales pertenecientes a universidades o centros de investigación.

En la mayoría de ellos, cuando no están cerca de la producción agrícola las muestras se pueden enviar a través de paquetería para su análisis. Antes de realizar cualquier análisis agrícola es recomendable hablar con el laboratorio para que se indique el método de muestreo y los requerimientos especiales para el envío de la muestra.

En la química agrícola se usan diversas unidades de medición, como son partes por millón (ppm), miliequivalntes (meq), porcentaje peso/peso, porcentaje peso/volumen y muchas otras más, por lo que es necesario solicitar que los valores se expresen un unidades que sepamos analizar.

Análisis foliar

Análisis de agua

Estos análisis tienen la finalidad de brindar información sobre el contenido mineral y orgánico del agua de riego. Los parámetros en este análisis son indicadores para conocer lo que se denomina calidad del agua. Esta información permite tomar decisiones en la dosificación de fertilizantes, uso de acondicionadores de agua (ácidos), entre otros, alguicidas, etc.

En algunos laboratorios agrícolas este análisis se divide en dos, el de contenido de minerales que determina exclusivamente minerales y otro de microrganismos para determinar la microbiota del agua.

Para tomar un análisis de agua es necesario sumergir un recipiente hasta la parte media del cuerpo de agua. Es importante no tomar la muestra de la parte superior del cuerpo de agua, ni de la parte inferior por que la muestra puede no ser representativa. Es importante confirmar con el laboratorio la metodología de muestreo.

Análisis de solución nutritiva

El análisis de solución nutritiva permite conocer el contenido de nutrientes/fertilizantes disponibles para ser absorbidos por las raíces. Es muy utilizado en la hidroponía y el fertirriego para tomar decisiones en la dosificación de fertilizantes.

Las muestras para un análisis de solución nutritiva suelen tomarse en gotero, pues de esta manera conocemos los nutrientes que están saliendo a través del sistema de riego.

Análisis de agua, solución madre y solución nutritiva

Análisis de solución madre

El análisis de solución madre permite conocer el contenido de nutrientes/fertilizantes en el tanque con la concentración de fertilizantes. Permite identificar los nutrientes en el tanque concentrado para calcular la dosificación a diluir en el agua de riego para obtener la solución nutritiva que cae en gotero. Es muy utilizado en la hidroponía y el fertirriego para tomar decisiones en la dosificación de fertilizantes.

La muestra para realizar el análisis de solución madre suele tomarse de los tanques de concentración para determinar que el contenido nutrimental sea el buscado.

Análisis de suelo

El análisis de suelo permite conocer el estado del suelo, brinda valores importantes como densidad real, densidad aparente, capacidad de campo, tipo de suelo, contenido por granulometría, contenido de caliza, contenido de materia orgánica.

No es bueno para determinar nutrientes disponibles para que las plantas las absorban por el tipo de metodología utilizado en la determinación. Para calcular la cantidad de nutrientes disponibles para la planta se recomienda el extracto de pasta saturado.

La muestra para un análisis de suelo debe ser representativa de la parcela a evaluar, se recomienda una muestra compuestas de al menos 25 submuestras por hectárea.

Extracto de pasta saturada

Este análisis proviene de la solución formada entre suelo y agua, es decir se analiza la parte soluble del suelo, también denominada solución del suelo. Este análisis permite conocer la cantidad de nutrientes disueltos en el agua del suelo y por lo tanto disponibles para ser absorbidos con las plantas.

La muestra corresponde al suelo que debe ser representativa de la parcela a analizar, se recomienda una muestra compuesta de almenos 25 submuestras por hectarea.

Análisis de fertilizantes

Permite conocer la concentración de nutrientes y elementos en los fertilizantes, pude realizarse en fertilizantes líquidos o sólidos, en fertilizantes orgánicos y fertilizantes minerales. El valor se puede expresar en porcentaje peso/peso, porcentaje peso/volumen, gramos por litro, gramos por kilogramo, etc.

La muestra de un análisis de fertilizantes es el fertilizante en a analizar completamente sellado.

Análisis de arginina en raíces o ramas

El análisis de arginina en raíces permite conocer las reservas de nitrógeno de los cultivos con un periodo de dormancia, como; vid, durazno, nogal, entre otros. Estas reservas son importantes porque son utilizadas durante la brotación del próximo ciclo.

Análisis almidón en raíces o ramas

El análisis de almidón en raíces o ramas permite conocer las reservas de carbohidratos en arboles con periodo de dormancia. Estas reservas son importantes por que son utilizadas durante la brotación del próximo ciclo.

Análisis de contenido de metales pesados

El análisis de metales pesado permite conocer si una muestra liquida o solida contiene algún metal pesado y que cantidad. Incluye las referencias permitidas según el tipo de metal.

Análisis de microorganismos benéficos

Este análisis muestra los microorganismos que están habitando la muestra analizada. Es útil para evaluar la colonización de microorganismos benéficos en suelos y sustratos. Este tipo de análisis puede determinar microorganismos benéficos o patógenos.

Análisis en laboratorios agrícolas de México

Análisis de límites máximos de residualidad

Estos análisis permiten determinar si existen moléculas de determinada clase en la planta. Es muy importante para asegurarse que las moléculas utilizadas en protección de cultivos no revesen el límite máximo de residualidad establecido.

Análisis de contenido de solidos solubles totales (°Brix)

Este tipo de análisis es muy utilizado para determinar el contenido de azúcares en fruta. Este análisis contiene información como el contenido de solidos solubles totales expresado como °brix, y el contenido de diferentes azúcares como fructuosa, glucosa, sacarosa, etc.

Análisis foliar

El análisis foliar permite conocer el estado nutricional de la planta al proporcionar el contenido y concentración de los diferentes nutrientes necesarios para el correcto desarrollo de la planta.

Para conocer el estado de la planta se tienen referencias de concentración foliar bibliográficas o mejor aún se realiza un historial periódico con una muestra representativa de plantas.

Análisis de fitopatogenos

El análisis de fitopatogenos determina que tipo de bacteria, hongo, virus, micoplasma o microorganismo esta provocando un daño ya identificado en el cultivo.

Análisis de aminoácidos libres y no libres

El análisis de aminoácidos libres determina la cantidad de aminoácidos libres presentes en una muestra. También puede determinar que aminoácidos y en que cantidad están presentes.

Este análisis también incluye el contenido de aminoácidos no libres, que nunca es menor al de aminoácidos libres.

La mayoría de laboratorios solo ofrecen el conteo de los 20 aminoácidos esenciales y es muy difícil y caro encontrar laboratorios que ofrezcan la determinación de un amplio aminograma de aminoácidos vegetales.

Lista de laboratorios agrícolas en México

Universidad Chapingo

AGQ labs

Phytomonitor

Fertilab

CIATEJ

FYPA

Quimia

SGS

Universidad Antonio Narro

ICAMEX

Masterlab

Cesavep

Universidad de Guadalajara

ECOSUR

EUROFINS

Análisis foliar

Fertilizantes nitrogenados

Los fertilizantes nitrogenados pueden clasificarse en tres formas: nitrógeno ureico, nitrógeno amoniacal y nitrógeno nítrico.

El nitrógeno es un elemento esencial para el correcto desarrollo fisiológico de las plantas. Pertenece al grupo de nutrientes denominados macronutrientes, debido a que es consumido en abundantes cantidades durante su desarrollo.

El nitrógeno es un constituyente estructural de muchas enzimas en las plantas, forma parte de los aminoácidos, proteínas, enzimas, clorofila, entre muchos otros. Fertilizantes nitrogenados: Nitrógeno necesario para la clorofila

Nitrógeno – Urea (-COO(NH2)2

La molécula de urea no posee carga eléctrica. Cuando la urea entra en contacto con el suelo rápidamente se transforma en amonio (NH4+) y dióxido de carbono (CO2). Esto regularmente toma de 24 a 48 horas. En la transformación de la urea a amonio y dióxido de carbono interviene una enzima denominada ureasa, que está presente en casi todos los suelos.

La interacción del amonio derivado de la urea con el agua provoca la formación de hidróxido de amonio, lo que disminuye el pH en un área localizada.

Cuando el nitrógeno se aporta así a la producción agrícola existe una alta perdida de nitrógeno por volatilización. Los factores que influyen en la volatilización son la CIC, el pH del suelo, contenido de bicarbonatos y la humedad del suelo.

Nitrógeno – Amoniacal (NH4+)

El amonio es una molécula con carga positiva (catión), lo que significa que es retenido en el suelo por las arcillas de carga negativa. Otros nutrientes con carga positiva como el calcio (Ca) y magnesio (Mg) también son retenidos por arcillas de carga negativa.

El amonio puede desplazar al calcio y en menor medida al magnesio del complejo de cambio. En pocos días el amonio (NH4+) es oxidado por las bacterias del suelo y transformado a nitrato (NO3)

El amonio es toxico para las plantas en grandes cantidades, algunas especies son más susceptibles que otras, por lo que este factor nunca debe pasarse por alto.

Algunos fertilizantes nitrogenados con nitrógeno amoniacal con: nitrato de amonio y fosfato de amonio.

Nitrógeno – Nitrato (NO3)

Fertilizantes nitrogenados de larga duraciónEl nitrato posee una carga negativa (anión), por este motivo no puede unirse a las partículas de arcilla como el amonio. El amonio tiene un gran poder oxidativo, por lo que reacciona fácilmente con nutrientes como el hierro.

Los microorganismos del suelo aprovechan el oxígeno del nitrato para respirar, y con ello provocan una disminución de oxígeno en el área radicular, pudiéndose provocar desnitrificación de los suelos.

Algunos fertilizantes nitrogenados con nitrógeno en forma de nitratos son: nitrato de amonio, nitrato de potasio, nitrato de calcio, nitrato de magnesio, entre otros.

¿Qué tipo de nitrógeno debo aplicar a mi cultivo?

Pudrición apical desbalance Ca

Los aplicaciones excesivas de fuentes amoniacales durante el desarrollo del fruto puede provocar desbalances nutricionales del calcio.

En esta decisión tienen que considerase factores como tipo de cultivo, edad del cultivo, clima de la región, tipos de suelos, disponibilidad de agua, así como de fertilizantes.

Se debe de considerar la susceptibilidad del cultivo al amonio.

Cuando se usa amonio como fuente de nitrógeno, las cantidades de magnesio (Mg) y calcio (Ca) en la planta ser reducen, y se observan concentraciones más altas de estos mismos elementos cuando la fuente es nitrato.

Eso indica que es preferible utilizar fuentes amoniacales de nitrógeno durante el desarrollo vegetativo de la planta y utilizar fuentes nítricas o nitrógeno en forma de nitrato para la etapa de desarrollo de frutos.

Especialmente en cultivos como tomate y pimiento, en donde desbalances nutricionales en el calcio, provocados por el nitrógeno amoniacal provocan la fisiopatia conocida como pudrición apical o blossom end rot (BER).

 

¿Cómo medir la humedad del suelo?

La humedad se refiere a la cantidad de agua que hay en el suelo, este valor es importante para la programación del riego en la producción agrícola.

¿Cómo medir la humedad del suelo?

Hay numerosos métodos para medir la humedad del suelo, unos aplicados en ensayos y evaluaciones científicas y otros que pueden ser utilizados fácilmente por agricultores. Algunos con mayor y otros con menor precisión, pero con la suficiente precisión para resultar útiles.

Porcentaje de humedad respecto al peso del suelo

Consiste en tomar una muestra de suelo, y pesarla, posteriormente secar la muestra de suelo en una estufa y volver a pesar. La diferencia entre el preso real y el peso seco es el contenido de humedad en el suelo.

Tensiómetros

Los tensiómetros son aparatos que miden el potencial de humedad en el suelo, lo que significa que miden la cantidad de agua aprovechable por la planta en el suelo. Es como una raíz artificial que mide la fuerza con la que es retenida el agua en el suelo y el esfuerzo que han de hacer las raíces para absorber el agua en el suelo.

El tensiómetro nos ayuda saber si el agua que aportamos es la indicada y también el momento en el que es conveniente regar.

Temperatura de hoja

Se trata de conocer la temperatura foliar del cultivo mediante el uso de termómetros infrarrojos como indicador de estrés hídrico de la planta. Para hacer este seguimiento hace falta desarrollar los índices de temperaturas para el cultivo in situ.

 

La fertilidad del suelo

La fertilidad de un suelo es la capacidad de mantener en todos los ciclos productivos, con las adecuadas prácticas de cultivo, una producción rentable.

La fertilidad del suelo es una propiedad muy compleja, con múltiples factores que le afectan como, la actividad microbiana, el contenido y proporción de nutrientes, el tamaño de las partículas de suelo que lo compone, la cantidad de materia orgánica, el pH por solo mencionar algunos de los más importantes.

La concentración de nutrientes en el suelo nos permite saber un índice de su fertilidad. A mayor concentración la planta tendrá mayor disponibilidad de nutrientes con menor gasto energético. En suelos pobres en contenido de nutrientes las plantas se ven obligadas a absorber mas agua debido a que la solución del suelo tiene pocos nutrientes disueltas en ella, realizando un mayor gasto energético.

Una manera de conocer la fertilidad del suelo es mediante el análisis físico, químico y biológico del suelo. Así como de la disponibilidad de los nutrientes presentes en el suelo, el valor de pH, capacidad de intercambio cationico, etc.

En un sistema de producción agrícola intensiva la fertilidad natural del suelo va desapareciendo, lo que si se mantiene es la capacidad de un suelo de conservar su fertilidad potencial, si se realiza el manejo agronómico adecuado.

Esto significa que si se mantiene un aporte optimo de fertilizantes, se mantiene el pH en ideales mediante el uso de técnicas correctivas de pH, se agrega periódicamente materia orgánica, el suelo sera fértil y productivo, asegurando la rentabilidad de la producción agrícola.

Aportar nutrientes mediante la aplicación de fertilizantes, sin caer en el uso excesivo, se debe buscar siempre realizar los aportes adecuados basándose en el análisis del suelo y de pasta saturada.

Es conveniente incorporar abonos verdes,composta,  extractos húmicos y fúlvicos, microorganismos benéficos que favorezcan la fertilidad de los suelos y eviten su erosión.

Correción del pH del suelo

Los suelos con pH ácido pueden ser corregidos mediante las enmiendas o encalados a base de cal viva (CaO), cal apagada ((OH2Ca)), caliza (CO3Ca), dolominta (CO3)2CaMg) .

Mientras que la aplicación de yeso y azufre puede usarse para la corrección del pH del suelo alcalino. Los encalados son necesarios cuando el pH es menor de 5, con esto se sustituyen los cationes de hidrogeno por cationes de calcio y se consigue elevar el pH del suelo.

En producciones agrícolas con fertirriego es común la aplicación de ácidos como el sulfúrico, nítrico y sulfúrico para obtener pH ligeramente ácidos que benefician la absorción de nutrientes.

Es importante conocer la reacción de los fertilizantes con el suelo, algunos fertilizantes disminuyen el pH mientras que otros lo incrementan, deben de usarse fertilizantes que ayuden a obtener el pH óptimo para cada cultivo según las características del suelo.

Por ejemplo el sulfato de amonio tiene una reacción acidificante, y el nitrato de calcio y los fasfatos elevan el pH del suelo. La corrección del pH del suelo puede llevarse a cabo mediante el correcto uso de fertilizantes según sea su reacción en el suelo.

El pH del suelo tiene gran relación con la capacidad de intercambio catiónico del suelo, y con ello con la fertilidad del mismo. El pH obtiene para los cultivos oscila entre 5.5-7.

Un buen contenido de materia orgánica ayuda a amortiguar cambios bruscos en el pH del suelo. Cuando los suelos son pobres en materia orgánica y reciben aportes de fertilizantes que bajan o sube el pH el efecto sobre el suelo es directo y no posee la capacidad de amortiguar el pH, como si lo haria un suelo con materia orgánica por arriba de 2.5%.

Es adecuado realizar análisis de suelos periódicamente, que te permitan conocer el estado del pH y de materia orgánica para realizar cálculos sobre la cantidad y tipo de producto a aplicar, ya sea que se busque bajar o incrementar el pH para llegar a valores óptimos.

Nutrientes del suelo

Además de servir como sostén para las plantas, el suelo es fuente de nutrientes indispensables para el crecimiento y desarrollo de las plantas.

En suelos con buena fertilidad las raíces encuentran con facilidad los elementos nutritivos presentes en el suelo.

El suelo no es una fuente inagotable de nutrientes para las plantas, en suelos que se produce un único cultivo por varios años, se disminuye la cantidad de nutrientes. Es adecuado cuando se realiza una producción intensiva agregar nutrientes al suelo a través de fertilizantes.

EL agotamiento del suelo provoca una disminución de los rendimientos, deficiencias nutricionales, disminución de la actividad microbiana, perdida de la estructura del suelo.

Para evitar el agotamiento del suelo es recomendable realizar las siguientes practicas

Mantener un buen nivel de materia orgánica agregando abonos verdes, extractos húmicos y fúlvicos y evitando el uso excesivo de fertilizantes.

Aporte fraccionado de fertilizantes según las necesidades del cultivo.

Uso racional de agroquímicos con residualidad para evitar dañar la vida microbiana benéfica del suelo.

De ser posible rotación de cultivos, hacer manejo integrado de plagas y enfermedades incorporando herramientas que permitan disminuir el uso indiscriminado de agroquímicos nocivos para el medio ambiente.